Llaman autoridades a quedarse en casa en Morelos

“En Morelos todavía no es tiempo de salir, seguimos en alerta máxima, en color rojo”, dijo el secretario de Salud Marco Antonio Cantú Cuevas, quien exhortó a la población a respetar las medidas establecidas, de lo contrario aumentarán los casos de COVID-19. Recordó que el semáforo de riesgo epidemiológico que cada semana presenta el Gobierno Federal, permite transitar hacia una nueva normalidad, se trata de un sistema de monitoreo para la regulación del uso del espacio público de acuerdo con el riesgo de contagio de COVID-19.

Por segunda semana consecutiva Morelos se encuentra en rojo, por lo que solo se permitirán actividades económicas esenciales y mantener las medidas básicas de prevención como el lavado frecuente de manos con agua y jabón; limpiar con agua y jabón o desinfectar las superficies y objetos de uso común; mantener una sana distancia entre personas de 1.5 metros a 2 metros; usar el estornudo de etiqueta; uso de cubrebocas, acudir de inmediato al médico en caso de presentar síntomas de COVID-19. Cada semana el Gobierno Federal, a través de un comité de expertos, realiza un monitoreo de todas las variables y parámetros que permitan identificar la magnitud del riesgo, el resultado se dará a conocer a través de la Secretaría de Salud Federal para que cada entidad federativa pueda identificar el nivel de riesgo y conocer las actividades permitidas.

En Morelos, Cantú Cuevas dijo que seguimos en color rojo, por lo menos hasta el 28 de junio, motivo por el que convocó a la población a seguir las recomendaciones y respetar que solo están permitidas las actividades económicas esenciales. Sin embargo, se dijo respetuoso de las decisiones que tomen cada uno de los municipios, ya que son autónomos, pero recordó que al ser una entidad pequeña y con una gran interacción entre cada una de las localidades, las acciones que se realicen en un municipio pueden impactar a los que están alrededor. Además, destacó que los casos positivos de COVID-19 se mantienen a la alza, los casos activos se han mantenido en los últimos días y aumenta el número de personas que llegan a los hospitales, lo que ha impedido que Morelos cambie de color.